Por Pablo Saavedra, columista de Huachipato en Titular

¿Cuál es el problema? ¿En qué radica que un jugador camine dentro de la cancha en un partido y que al siguiente se mate sobre el pasto?

En el enfrentamiento ante Colo-Colo, al igual que todos los choques ante los clubes más populares, se pudo ver a un Huachipato agresivo, presionando, corriendo, metiendo, defendiendo, atacando, pidiendo la hora -bueno, eso se lo dejo a Ponce-, pero pese a que estos aspectos son positivos, son clara muestra de un problema gigantesco que existe en todos los equipos de menor arrastre, porque no solo nos pasa a nosotros, sino que en general, todos los clubes “chicos” juegan taca taca entre ellos y cuando la vitrina es un poco más amplia y existe más atención en lo que hacen y en cómo lo hacen, se presentan sobre el campo para dar el 100 por ciento. ¿Falta motivación?

En el cuadro Acerero (y ojo que no digo que todos los jugadores sean así) tenemos este gran problema y, sin pensar mucho, se puede entender como un problema de motivación. Quizás razones hay de sobra: el DT que no sabe estimular, los premios por logros que no calientan a nadie, o que por el simple hecho de que nadie los ve, no se sienten presionados a dar todo de ellos. (Sé que suena fuerte decir que nadie los ve, pero los acereros somos unos pocos -con más pasión que los cuatro millones de albos que dicen que hay- pero somos pocos.)

Bueno, sea por la razón que sea, es lamentable notar que tu club juega diferente ante un equipo en particular, es lamentable darte cuenta de que tus jugadores necesitan de un ambiente que los motive a dar todo de sí para correr por una pelota. Y es que, si contrastas este partido ante el Cacique con el anterior ante O’Higgins, te das cuenta de la diferencia. Y yo sé que en gran proporción la responsabilidad de nuestro mediocre rendimiento es del Chueco y que esto va más allá de la actitud que tengamos sobre la cancha, pero los jugadores acá igual tienen una cuota de responsabilidad, porque no puede ser que ante un equipo de menor jerarquía jueguen a lo que sea y que cuando la tribuna se les agranda, vayan con todo a por cada pelota. Y es que el punto que conseguimos ante Colo-Colo es igual al punto que pudimos haber obtenido ante el OHi. Pero para ellos no es lo mismo, para el plantel y para el cuerpo técnico pareciera que no es lo mismo, así que ¿se van de forma individual a la B o nos vamos todos juntos?